El Siglo

Los jóvenes prefieren llevar el perro al trabajo a otras ventajas laborales

Durante este día vamos a poder ver muchas fotos en las redes sociales acompañadas del hashtag#TakeYourDogToWorkDay puesto que se celebra internacionalmente y no hay rincón en el mundo en el que no guste compartir fotos especiales junto a los perros.

De hecho, un estudio reciente llevado a cabo en ocho países de Europa y encargado por la marca de alimentos Purina en 2017, ha concretado que el 68% de los europeos llevaría a sus animales de compañía al trabajo si pudiera hacerlo.

En España, el estudio se centra más en los jóvenes trabajadores, un 83% de ellos llevaría a sus mascotas al trabajo si se les permitiese hacerlo, bajo la opinión de que podrían conciliar mejor el estrés y crearía un ambiente más relajado.

Muchos de los llamados millenials (que el estudio abarca entre las personas nacidas entre 1982 y 2004) valoran muy positivamente la posibilidad de llevar mascotas al trabajo en el momento de elegir a su futura empresa. En igualdad de condiciones, ganaría sin duda la dogfriendly.

La encuesta manifiesta que cerca del 40% de los jóvenes con perro valora este beneficio por encima de un seguro de salud. Para más inri, de los 15 beneficios planteados en la encuesta (entre ellos tener coche de empresa, servicio de guardería o vales de descuento) “llevar el perro al trabajo” se ha marcado como el quinto más importante.

La muestra también deja palpable que para el 50% de los millenials la opción de llevar a su perro al trabajo reduce la sensación de culpa por dejarlo solo en casa, el 40% considera que reduce el estrés laboral y otro 40% que se consigue una mejora en la conciliación laboral-personal. Además, estos jóvenes creen que el hecho de que las mascotas sean bienvenidas en una empresa ayuda a mejorar la imagen de la misma, por lo que es un ente más atractivo donde trabajar.

Los beneficios de llevarle a trabajar

Los resultados y la influencia de un can en el espacio de trabajo son tangibles y no necesitan de un estudio. Está más que comprobado que aumenta nuestro bienestar, nos calma, reconforta y ayuda a trabajar en mejor sintonía, por lo que somos más productivos.  Otras investigaciones, esta vez científicas, certifican que pasar tiempo con un animal de compañía puede aumentar los niveles de oxitocina y reducir la producción de cortisol, la hormona del estrés. Ya sabemos que estos factores, el nerviosismo y la ansiedad, pueden afectar a la productividad por lo que llevar el perro al trabajo ayuda a combatirlo. Por el contrario, esos momentos de desconexión y las caricias furtivas al peludo tienen como resultado trabajadores más felices, cuyas mentes están más despejadas para desempeñar tareas correctamente.

El origen de los porcentajes

Los datos han sido extraídos de una encuesta realizada independientemente por IPSOS (solicitado por la marca Purina) sobre una muestra de 3.221 empleados con perro entre 18 y 65 años de España, Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia, Italia, Suiza y Portugal. La muestra española asciende a medio millar de personas.

Los objetivos del estudio eran mejorar la comprensión de los empleadores y demostrar a las empresas los beneficios de permitir mascotas en el trabajo. Los resultados están poniendo de manifiesto que muchos dueños de perros desean llevar a sus mascotas al trabajo.

Pero no todo vale a la hora de llevar a nuestro mejor amigo al lugar de empleo. La empresa y el personal deben seguir unas normas de convivencia, de salud, de tenencia responsable, de educación y de seguridad. Tanto si eres empleado como si eres empresario, te recomendamos que leas la lista de consejos y requisitos que hemos creado para que llevar a nuestro perro al trabajo sea un hecho natural y agradable.

Con información  de MuyMascotas

.
.