Home > Columnas > Izabal agoniza

Izabal agoniza

Realmente la agonía se sufre en toda Guatemala, sin embargo, esta columna la quiero dedicar al departamento donde nací hace 35 años y donde actualmente resido.

.

En materia portuaria, la única salida al océano atlántico con la que cuenta Guatemala, es el departamento de Izabal; y por motivos geográficos y comerciales también es la única salida a esas costas de la hermana República de El Salvador.

Izabal cuenta con el lago más grande de Guatemala y el tercero a nivel Centroamérica, dicho lago sirve como recurso hídrico de suma importancia para todo el departamento, también cuenta con importantes recursos naturales, playas hermosas de arenas blancas, vida silvestre, vida vegetal, gran número de áreas protegidas, yacimientos mayas como el de Quiriguá que es la mejor prueba del arte y el avance tecnológico alcanzado por la cultura maya, importantes ríos, diferentes culturas y razas como la garífuna y la q’eqchi, cuantiosos recursos geológicos como oro, jade y níquel; En recursos hídricos podríamos hablar del aprovechamiento del rio bobos y otros ríos importantes; en el campo de la ganadería, Izabal ocupa el tercer lugar después de Petén y Escuintla, y en materia portuaria contamos con dos de los tres puertos más importantes de Guatemala. En el municipio de El Estor, se encuentra el quinto yacimiento más grande en el mundo de reservas de Níquel; y si quisiera enumerar y seguir escribiendo lo bendita que es esta tierra no me alcanzaría un libro para hacerlo.

Con el título de mi columna, no pretendo ser pesimista o negativo, y de todo corazón anhelo lo mejor para mi departamento, sin embargo, permítaseme hacer algunas preguntas en voz alta. ¿Por qué a pesar de tanta riqueza en este departamento, Izabal continúa hundido en la pobreza?; ¿Por qué si somos uno de los graneros más grandes de Guatemala seguimos con los mismos índices de pobreza y desigualdad que hace 20 años según el índice de Desarrollo Humano presentado por el PNUD?; ¿Por qué si el proyecto fénix a través de las empresas mineras planeó extraer 25,000 toneladas por año de hierro y níquel, El Estor continúa siendo uno de los municipios con más pobreza y marginación a nivel nacional?; ¿Por qué si somos la única salida al mar y en Izabal se encuentran 2 de los 3 puertos más importantes de Guatemala, la infraestructura en todo el departamento está en condiciones miserables?.

Desde mi punto de vista la respuesta es: Que NO hay voluntad política de diputados, ni alcaldes, ni gobernadores, ni funcionarios de alto nivel para impulsar y exigir el desarrollo de este departamento, nunca hemos visto a los señores diputados dejar sus intereses particulares y velar como debe ser y en conjunto para proponer, buscar, gestionar y ejecutar políticas de mediano y largo plazo que beneficien a todo el departamento, muestra de ello es que al entrar a la página del Congreso de la República podemos ver que sus pocas iniciativas de ley no son trascendentales ni tienen incidencia en nuestras comunidades, ni se han preocupado por gestionar la aprobación de leyes de inversión y promoción de empleo para nuestro departamento, ni del mejoramiento del tema aduanero.

Por su parte los Alcaldes tampoco han tenido el colmillo político ni dotes de administración pública para conjugar esfuerzos en pro del desarrollo de sus municipios basados en las inmensas riquezas del departamento y su privilegiada posición geográfica a nivel nacional; quizá y solo en los dos últimos años hemos visto señales de buena gestión municipal en Puerto Barrios, producto de la buena voluntad de las autoridades y señales de liderazgo, aunque aún es prematuro vaticinar resultados tangibles en el mediano y largo plazo.

LAS CAUSAS:

Dicen que los guatemaltecos por cultura dejamos todo para última hora, que soportamos y soportamos agachando la cabeza hasta que tenemos el agua al cuello, que tenemos memoria de corto plazo y nos caracterizamos por tener amnesia colectiva.

En el año 2016, recuerdo que con mis alumnos del curso Derecho Bancario y Bursátil, discutimos una carta (agresiva pero válida en un mundo globalizado), fechada 26 de enero de ese año; donde la FIDE, que es una oficina que busca, asesora y recomienda inversiones para Honduras, se dirigió a los empresarios guatemaltecos; en esa carta el vecino país invita a nuestros empresarios (nacionales y extranjeros) a instalarse en su territorio. ¿Cómo así?, en esa carta, Honduras les dice a los empresarios que ellos ofrecen mejores condiciones y clima de negocios, y destacaban que Puerto Cortés es el único puerto de aguas profundas de Centroamérica, lo que les permite recibir barcos de mayor calado; también indicaban, que Miami y dicha ciudad se encuentran a solo dos horas vía aérea, y que su sistema aduanero es más competitivo, que a través de mayor rapidez para mover los contenedores sus costos de funcionamiento serán menores. Yo me pregunto: ¿No es esto tener iniciativa y ofrecer mejores condiciones para atraer inversionistas y generar más y mejores empleos?, ¿Por qué la Empresa Portuaria Nacional de Santo Tomás de Castilla no fue lo suficientemente capaz de prever lo que se venía, sino que esperó hasta que una de las navieras más grandes del mundo como lo es la compañía danesa ¨Maersk Line¨, anunciara que a partir de esta semana se reduciría de 6 a 2 el número de embarcaciones que atracarán en el Puerto Santo Tomás de Castilla, y que sus operaciones las trasladarían adivinen a dónde?. A Puerto Cortés, Honduras, lo cual significa una pérdida según dicha empresa de 2,700 contenedores semanales, que se transforma en una pérdida de más de 2 MILLONES DE QUETZALES por semana.

Fue hasta el 20 de mayo de 2018 cuando EMPORNAC da la voz de alerta a anuncia través de un comunicado, que no habrán despidos (en otras palabras que don Estado soportará las pérdidas) y que ¨Comenzarán los trabajos para mejorar la competitividad del puerto¨, ¿Es una broma?, ¿Dos años después de la carta enviada por Honduras a las empresas instaladas en Guatemala?. Es justamente a esa pasividad (por no decir lentitud de respuesta) cuando me refiero que no hay voluntad política para mejorar las condiciones en que nos encontramos, y eso, solo es el principio de lo que considero se nos viene encima sino actuamos pronto.

Esta semana fue ¨fatal¨, no solo para el comercio sino para la población en general; por un lado los maestros (no todos) dirigidos por su líder sindical, (quien por cierto niega tener conocimiento de los hechos) nuevamente volvieron a los bloqueos, y obstrucción de nuestra libertad de locomoción, paralizado el departamento en su totalidad. De igual forma CODECA con su misterioso juego político y mentiroso, engaña a comunidades enteras y les incentiva de forma descarada a hurtar el fluido eléctrico y a manipular de forma negligente la red eléctrica, dejando con ello sin tal servicio a varias comunidades, y al verse en la imposibilidad de arreglar los problemas causados al tendido eléctrico por ellos mismos (los miembros de Codeca), los usuarios en su desesperación optaron también casi a la par de los maestros por bloquear la carretera CA9 a la altura del municipio de Los Amates, lo cual provocó gran caos vial.

Izabal agoniza por esas y muchas razones más y no son problemas recientes sino de muchos años ya, problemas de invasión de tierras casi en todo el departamento motivadas en su mayoría por pseudolíderes con agenda política propia, y otras veces por el escaso acceso a la tierra, el cual tocaré en una columna aparte. Como departamento no nos podemos resignar a seguir ese camino, y de no corregirlo pronto tendremos problemas mucho más serios, será necesaria la participación de todos para encontrar soluciones prontas y efectivas, y en tal misión deberá participara no solo el estado, sino también el gremio empresarial, académico, obrero y otros, considero que podríamos comenzar fortaleciendo el Estado de Derecho en nuestro departamento, dotar de más recursos tanto humano como técnico a la Policía Nacional Civil, al Ministerio Público y a todo el sistema de Justicia, depurando la corrupción y mejorando los tiempos de respuesta de la mano con una efectiva supervisión, trasparencia y rendición de cuentas a todo nivel en la ejecución de la obra pública. No será fácil, pero es un reto que como Izabalenses tendremos que aceptar.

¨El desafío que tenemos por delante es de carácter colosal y la gran crisis que hoy vivimos no es ecológica sino política¨ – Pepe Mujica-.

TEXTO PARA COLUMNISTA
.
.