Home > Columnas > Impulsan Comedores Seguros

Impulsan Comedores Seguros

///
Comments are Off
Columnista actualización de foto

Desde este espacio columnista Crisol Literario se percibe con agrado la noticia (Prensa Libre en pequeñas tiras periodísticas con imágenes fotográficas y en Twitter por el Diario La Hora) acerca de la apertura en la Cabecera Departamental de Jalapa del séptimo Comedor Seguro en el marco de los programas sociales.  No está lejos que la entidad encargada tenga planificado la apertura de nuevos comedores; igualmente, en áreas estratégicas del territorio nacional. Por ejemplo, en poblaciones alrededor del Corredor Seco del país; por coincidir, en esa área geográfica, los más altos índices de pobreza y pobreza extrema.  Si este fuera el caso, de apertura de nuevos comedores en las áreas de adyacencia al corredor seco, estaríamos en la dirección correcta conforme a los principios de adhesión de los Objetivos de Desarrollo Sostenible  -ODS-  al  Plan Nacional  de  Desarrollo,  K´atun Nuestra Guatemala 2032.

Aunque el objetivo de los comedores sociales  es  consistente a una cobertura temporal de doce meses al año;  es notable el esfuerzo  que  junto al Comedor Social de Jalapa, se haya abierto al servicio del público  (obviamente del más necesitado)  los comedores de San Marcos,  Jutiapa  y  Mixco  Comunidad que desde la pasada semana iniciaron el servicio de desayunos por el valor simbólico de Q1  por ración y Q3 por almuerzo. Este valor simbólico ingresa directamente a caja de la empresa que presta el servicio.

Se tiene entendido que los criterios de ubicación y cobertura  de los comedores sociales está en función de aquellas áreas (ej.: centros hospitalarios o asistenciales, estación de buses extraurbanos, escuelas; y otras áreas identificadas donde concurren poblaciones de escasos recursos económicos;  o bien, en situación de pobreza agravada). Es importante resaltar que en el programa Comedor Seguro  (a diferencia de otros programas como Bono Seguro y Tarjeta de Alimentos -TMCA-) no existe corresponsabilidades, ya que la asistencia a los  centros de alimentación no  guarda un patrón sistemático de visitas.  Ante tal situación, el cálculo de los avances de ejecución presupuestaria se hace por la vía de la cuantificación contable de las raciones (desayunos y almuerzos) despachados con la calidad nutritiva establecida.  El monitoreo permanente de esto es clave.

Comedores Seguros  es un programa de alto impacto social demostrado en México, Perú, Brasil y Chile aunque en cada latitud lleva distinto nombre. Los gobiernos invierten recursos para favorecer la mitigación del hambre de su población vulnerable que concurre por alguna razón a los centros hospitalarios, a las estaciones de buses para viajar al municipio o departamento más cercano por trámites personales;  o sencillamente, personas nacionales de escasos recursos que van de tránsito por ´X´ o ´Y´ razones.  Para el caso de Guatemala,  el impacto positivo de los  Comedores  Seguros  se sostiene por el simple hecho que el 59,3% de la población en promedio se encuentra en pobreza generalizada y el 23,4% en pobreza extrema; Si se sectoriza esta ponderación promedio hacia la  población exclusivamente rural,  el porcentaje de  pobres  generalizados sube a más del 78%;  del cual,  el 39.6%  de rurales  estaría en pobreza extrema. Encovi 2014.

De los requisitos de ingreso al programa Comedor Seguro: 1. Documento -DPI- de Identificación Personal, 2. Cancelar el valor económico simbólico (desayuno  o  almuerzo), 3. Registrarse por medio del sistema biométrico (huella dactilar), 4. Utilizar con responsabilidad las instalaciones del Comedor, 5. Respetar las normas de convivencia del establecimiento y  6. Participar de los mensajes socio-conductuales en busca de cambios de hábito culinario, de higiene y nutricionales.

TEXTO PARA COLUMNISTA
.
.