El Siglo

Poder Político de la Juventud

Algunos desconocen que es el poder político para orientar sobre todo a la juventud le explico que el poder político es la lógica del ejercicio de las funciones por parte de las personas que ocupan un cargo representativo dentro del gobierno. Generalmente, éste influye en el comportamiento, ya sea en pensamiento o en el actuar de una sociedad.
Es legítimo cuando es elegido conforme a las leyes del país (constitución). En países democráticos tiene como sustento la legitimidad otorgada por el pueblo mediante el voto popular (elecciones), pero se le suele considerar abusivo cuando se excede en el ejercicio de sus funciones, en materias que están dentro del ámbito de los otros poderes (intromisión de poderes). El poder político es ilegítimo cuando utiliza mecanismos no autorizados por las leyes y se adueña del poder gubernamental (ejecutivo-legislativo) sin tener la legitimidad del pueblo, otorgada por el voto popular. Le recomiendo a la juventud guatemalteca que en momentos que tengan libre como lo seria fines de semana, lean la constitución de la Republica de Guatemala para irse preparando como futuros candidatos para la presidencia, diputados, alcaldes y otras autoridades que ejercen el poder político. Guatemala requiere de jóvenes con una correcta moral y ética que ayude a depurar a los corruptos que tanto daño le han hecho al país. Mientras permanezcan los viejos políticos partidistas mafiosos manejando el poder político, nuestra patria seguirá con los mismos conflictos que se afrontan actualmente ya que estos persiguen solo sus intereses económicos personales y de grupo, no preocupándose de las necesidades mínimas de las clases mas necesitadas. Le digo a los jóvenes que no deben de temer ejercer el poder político si tienen una buena formación de familia, que lo motive para ejercer ese trabajo sin un deseo exagerado para enriquecerse en corto plazo. A menudo los jóvenes son excluidos o pasan por alto como candidatos políticos. La política suele considerarse como un espacio para hombres con experiencia política y, aunque a menudo las mujeres están en desventaja para acumular experiencia para presentarse a la presidencia, los jóvenes son sistemáticamente marginados debido a su corta edad, oportunidades limitadas y supuesta falta de experiencia. De igual modo que el aumento de la participación política de las mujeres beneficia a la sociedad en su conjunto, la presencia de jóvenes en puestos de toma de decisiones beneficia a todos los ciudadanos y no sólo a los jóvenes.
En conjunto, estas tendencias han inspirado a muchas organizaciones internacionales a estudiar la falta de participación política de los jóvenes ya capacitar a los activistas juveniles para que se conviertan en líderes. Los jóvenes deben comprender que en la Democracia el voto se convierte en el elemento imprescindible para elegir a quienes toman las decisiones y que forman el poder político de un país. Es importante que participen políticamente jóvenes honrados y que tomen en cuenta que: “más vale el buen nombre, que las muchas riquezas.

.
.