Ligorría busca frenar de nuevo su extradición