Home > Mirilla indiscreta > De Argentina a Guatemala buscando Buenos Aires

De Argentina a Guatemala buscando Buenos Aires

171119IlustraciónMirillaIndiscreta

El doctor Mario Alberto Riccio Ruiz, destacado intelectual y jurista argentino, sigue todas las semanas estos trabajos y me cuenta que en la Universidad de Buenos Aires (UBA), en la Facultad de Derecho, siguen con interés la secuencia de los relatos que pergeña todas las semanas el viejo canutero de este escribidor, que ha encontrado en el exterior un ambiente prolijo y prometedor en el análisis de los problemas parecidos y repetitivos que con sus matices parecieran tener un denominador común en América Latina: La incertidumbre, crisis por carencia de ideólogos y pensadores, como él mismo se lamentaba y no obstante la arraigada tradición intelectual y creadora argentina, pareciera que el siglo 21,  a ellos como a nosotros nos trajo como contradicción, el encuentro con lo peor de nuestro pasado como signo rector de un presente desolador, conflictivo, en eterna transición hacia ninguna parte e impulsado por los planteamientos de don nadie.

Idiotizados por una tecnología que usamos como autómatas sin entender, pero que hemos transformado en rectora de nuestros actos colectivos.

Filósofos, Poetas, escritores, políticos, científicos y militares que fijaron parámetros de acción y pensamiento que forjaron el orgullo que aprendimos en la escuela y nos enaltecía como continente, transformados en fantasmas estériles que no dejaron descendencia para nuestros días.

La independencia del cono sur, nos hace coincidir sin mayores discusiones con Bolívar, San Martín, O´Higgins o Santander. Héroes reconocidos.

Y más cerca nuestro, liberales o conservadores con las cargas pesadas de sus seguidores: Carrera o Morazán, fusilado en Costa Rica por buscar la integración y el General Barrios, cuestionado por sus críticos actuales, que de militar, dictador y mártir de las luchas de integración centroamericana al recordarlo afirman que no murió víctima de la batalla de Chalchuapa, en el Salvador, si no que fue asesinado por sus propias tropas, porque lo odiaban.  Como consecuencia Adolfo V. Hall, sólo fue una historia para matizar la muerte del Presidente.

Quizá no hay que ahondar en estos temas. Porque si continuamos, Tecún Umán no existió, y eso nos exime de pensar que era tonto confundir al caballo con su jinete y lancear al caballo para que don Pedro de Alvarado matara al confundido cacique.

En fin somos incapaces de escribir una historia que nos enaltezca, pero sí expertos en destruir la que tenemos para quedarnos sin nada.

Políticos destacados como Arce, presidente de la Federación Centroamericana de 1824, o sabios como don José Cecilio del Valle, o estrategas como don Miguel García granados, de cuya hija La Niña de Guatemala, José Martí afirma en un poema que se murió por su amor y no de frío como se lo cantó en el verso el enamorado poeta y héroe cubano.

Entrar a buscar próceres, puede ser causa de una tremenda equivocación. Seguramente ahora son delincuentes colonizadores y justificar así que no se celebre la independencia patria ya que por una calentura sectaria y abusiva, se pudo deshonrar nuestra bandera, para que aprendamos que esa fecha no significa nada para nadie, tampoco la bandera y mucho menos la soberanía nacional.

Y Dios nos guarde en esas fechas encontrar algún ascendiente de apellido Arzú…ya que la consigna de moda es proscribir y causar escarnio al descendiente.

Desde luego es más difícil aún referirse a forjadores del siglo veinte, sin picar el hormiguero. Salvados quizá sólo los artistas y no todos los escritores, aunque tengamos verdaderos íconos de reconocimiento universal.

Pareciera que a partir de que creamos el RENAP (Registro de personas) y desaparecieron aquellos libros inmensos en las municipalidades donde se anotaban los nombres, se borró a la gente y sus historias.

Y quizá fue lo mejor… sería muy triste para Cobos Batres, Arévalo Martínez, Arévalo Bermejo, Asturias, David Vela, Don Clemente, Mundo Vásquez, y cientos de nombres que pulieron con sacrificio la verdadera memoria histórica de nuestro país, reconocerse como guatemaltecos. Hoy esa calidad está siendo negada, para formar pequeñas parcelas étnicas y regresar a la adoración del sol, la luna, y todas las deidades que igual que al trueno, los relámpagos, el fuego, y demás fenómenos extraños en los albores de la humanidad, incluso animales,  se adoptaban como dioses (Isis, Osiris, Horus, Anubis) y cierto es, aún en nuestro tiempo, las vacas veneradas en algunos lugares de la India, mientras otra porción de su población irrumpe como nación del primer mundo.

Seguramente esos segmentos de Indús, no adoran a las nobles vacas… pero tampoco se oponen a que otros lo hagan sumidos en su inmensa pobreza.

Me contaba el doctor Riccio a través del WhatsApp  que se había encontrado con su colega el Doctor Enrique Zuleta Puceiro uno de los mejores analistas políticos argentinos y Director de Filosofía del Derecho de la UBA y comentábamos con él – me daba una noticia que me honra – el contenido de sus artículos y que debiéramos unificar esfuerzos para construir una Escuela de Gobierno desde el Derecho para toda América Latina-

¡Y esa propuesta me paró el pelo¡- ¿Cómo? ¡Pensé¡ – será posible que a los amigos argentinos les preocupe el nivel de deterioro al que ha llegado nuestro Régimen de legalidad. ¿Sabrán acaso de nuestro prácticamente extinguido Estado de Derecho?

¡Bueno¡ –me consolé- El único signo de identidad que lo hace flotar, es la falsa mascarada de mantener los tres organismos, aunque sea de mentiritas… aunque todos los días pierdan espacios de gobernabilidad y la sociedad con  profunda preocupación comienza a preguntarse… ¿si vale la pena sostenerlo? ¡Para no romper el ordenamiento constitucional¡ ¡cuando ya prácticamente no existe y está facilitando que la anarquía ocupe espacios de poder, impuesto, violento y antidemocrático¡

¡No se reacciona¡ … ¡ y es posible que el gobierno sucumba en medio del desorden generalizado, la violencia fuera de control y la población aterrorizada viendo como un grupito de extremistas se instalan en el poder¡

Y como gran solución inauguran con pompa y un poco de cinismo unos arcos de seguridad para evitar ingresos indeseados a los centros de detención… cuando todo mundo sabe que no son problemas de aparatos sino de funcionarios de un sistema hundido en prácticas inmorales.

Hasta han adoptado, para esconder su ineptitud, una forma de contar a los muertos que no es la de uno por uno, para no causar pánico colectivo. La llaman Técnica estadística Y así como  la población se cuenta  por millones a los muertos de tantos por cada cien mil habitantes.

Y yo les aconsejo…Si en lugar de tantos por cada cien mil, los contaran de tantos por cada millón, seguramente tendrían mejores resultados porque estos incidirían, sin notarse mucho, en el control de la natalidad.

Así los grupos progres no empujarían legalizar el aborto o evitar la pena de muerte.

Con los asesinatos diarios, se puede abolir la pena de muerte, sin efectos notables.

En principio porque  los fusilados legalmente desde que se reconoció ese castigo capital… son prácticamente inexistentes frente a los cientos de miles, que han ejecutado en el mismo período, quienes ejercen ese poder…Los delincuentes.

Y en cuanto al aborto… estoy de acuerdo con el expresidente Reagan, que afirmaba como extraño que todos los que proponían el aborto…estaban vivos.

Pero la coraza que brindan los defensores incondicionales de esos funcionarios, por consigna, responsables de esta tragedia, por ser súcubos de los  interventores… jamás les señalarán errores.

La línea de mando acusadora sólo existe para los militares que cobraron la victoria con  la paz y   otra paz, vengativa y rencorosa, por haber perdido la guerra… los metió a la cárcel.

¡Otro funcionario, de ese mismo equipo, acusó al Nuncio Apostólico, de evasor de impuestos¡

No le sirvió de nada ser representante del papá, Decano del Cuerpo Diplomático por Derecho Propio y reconocido por ser respetuoso del límite de sus funciones impuesto por los tratados internacionales.

Huéspedes privilegiados de Guatemala, los obliga a respetar lo prescrito en los tratados y la leyes del país… ¡Por cierto¡ ¡ no aquellas que destrozan algunos indignos magistrados¡.

Por esa Razón, me hacía la observación Chin Un Len… conocido como El chino pobre, que por mucho tiempo tuvo su restaurante en la doce avenida frente al Parque Infantil Colón – ¿ ya se dio cuenta que el intendente acusa al Nuncio apostólico de evasor de impuestos?

¿Sabe que me extraña don Edmundo? – me hizo otra aguda observación – ¡ Que el Arzobispo se halla quedado callado frente a semejante acusación al representante del Papa¡  ¡Y el Presidente de la Conferencia Episcopal también…¡ ¿ Por qué preferirían hacerse los disimulados…? ¿Será que no piensa como ellos? ¡O porque no pagan impuestos¡- Concluyó con cara de extrañeza.

– Pero mire don Edmundo agregó – a lo comentado por el Chino Pobre una de las hijas de don Pedro Quiroa, pionero de la industria de las baterías y que tenía su negocio cerca del comedor del chino pero sobre la novena calle, llamado Acumuladores el Faro…¿Sabe si quién dijo horrores esta semana denunciando como corruptos a un montón?… don Daniel Pascual…-Afirmó la señorita… Después de referirse a los de cajón y pedirles la renuncia…me refiero al Presidente y al Congreso… y aunque se hacen los invisibles… no excluyó a los del Cacif…y agregó a la Asamblea Evangélica…¡Pero la sindicación más inesperada fue la que le hizo al nuevo Embajador de los Estados Unidos¡ ¡A quién incluyó en ese grupo don Edmundo…¡ ¿Y sabe que pensé?… ¡No cabe duda que en medio de tanta anarquía ya se sienten en el poder¡

El Doctor Riccio también me comentaba –¿Siempre me preguntaba que atraía ir a Guatemala a mis profesores en décadas pasadas?…entre ellos – recordaba- Maximiliano Rusconi, Eugenio Zaffaroni, Julio Maier, entre otros…iban a Guatemala… y creo que esa magia confirmada por lo que hemos leído de usted…Guatemala posee un precioso tesoro, que el sistema educativo le brinda a sus discípulos una formación transdisciplinaria e interdisciplinaria en la sociedad del conocimiento – y agregó otros adjetivos que me enorgullecieron pero igualmente me llenaron de vergüenza-

Ahora que lea éste artículo con sus colegas en la Universidad de Buenos Aires, gentileza que agradezco profundamente… Se enterará que seguramente vinieron en otra época.

Me avergüenza que aunque yo tenga escasos diez meses de escribir en siglo 21, debo reconocerlo como un espacio de excepción en medio de la aplanadora informativa, al parecer por contrato, que niega el derecho a disentir de quienes no estamos de acuerdo con la toma del poder en Guatemala como parte de una consigna extranjera que niega nuestra soberanía y libertad poniendo de rodillas y a su humillante servicio a todos los organismos del Estado, que en agonía, ya no logran sostener el régimen de legalidad y legitimidad en proceso de acelerada destrucción y anarquía.

Que pese a una campaña destinada a la destrucción de este medio… hoy como ayer…y como mañana… sigue siendo una ventana al mundo libre donde la emisión del pensamiento se reconoce como legítimo derecho de los ciudadanos y no de las empresas, ni tampoco exclusivamente de los periodistas, como algunos que  sintiéndose clase aparte, ejercen ese derecho acreditándose privilegios que sólo pertenecen a la gente y el colmo, difamando de oficio,  tienen el cinismo de declararse amenazados, para que persigan a quienes finalmente comienzan a ganar la batalla del convencimiento ciudadano.

Y afortunadamente, como esa libertad no está en los edificios, sino en la conciencia de quienes luchan por la libertad…aquí está siglo21 en ediciones cibernéticas con formato de periódico i y en poquísimo tiempo, nos cuenta el señor Editor…con su impresión física en todas las calles de nuestro país.

Le tengo que contar al Doctor Riccio que espere un tiempo para venir y encontrar la Guatemala que le contaron sus maestros. Por ahora…no estamos en condiciones de ser ejemplo de nada…Fíjese querido Colega…que tenemos tal déficit de conciencia cívica que de un presupuesto que no se logró ejecutar este año de 70,000,000,00 millones de quetzales y no se utilizaron casi para nada, lo quieren incrementar para el otro año.

La seguridad por los suelos y la población ofrendando su vida a los criminales…La salud con déficits alarmantes…saturados hospitales donde la enfermedad y los delincuentes matan de todas maneras a los pacientes. Con tuberculosis de nuevo… cuando ya había sido erradicada… Las carreteras destruidas y la Educación en perpetua crisis, muy lejos de la que le contaron sus maestros que encontraron antaño.

De manera irresponsable…para irritar al pueblo y provocar un rechazo nacional amenazan con aprobar un presupuesto con 7,000.000.00 millones de quetzales más que el anterior de techo presupuestario para endeudar más al país y derrochar los recursos en bonos de apoyo a la insoportable burocracia que reduce el margen de inversión a un mínimo repudiable frente a un cercano noventa por ciento de funcionamiento.

Yo quisiera trasmitirle al Presidente y a los diputados de oposición, de oposición por contrato, desestabilizadores y oficialistas del Congreso que si aprueban ese Monstruo de las mil trampas con cara de quetzales de 85,500.000,00 millones fortalecerán las posiciones de quienes no quieren que terminen su período.

¿No se dan cuenta que quienes lo propusieron como idea genial quiere que los boten del gobierno?

Don Jairo Flores y su grupo razonó el voto oponiéndose a la aprobación. Si es una oposición en serio… pueden contribuir a salvar la situación…aunque debiera ser el Presidente quién pare semejante despropósito.

De momento mi apreciado doctor Mario Alberto Riccio Ruiz… continúe con mis otros amigos su misión docente y educativa en la Universidad de Buenos Aires… Será para mí un honor que visite Guatemala cuando en nuestro amado país también haya Buenos Aires.

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com