Home > Columnas > Decisiones presidenciales o de inversores

Decisiones presidenciales o de inversores

opinion
Por: Rudolf Otto Rinze de León

En ocasión de la campaña presidencial en los Estados Unidos, a finales del 2016, el prestigioso General retirado y ex-secretario de Estado, Colin Powell, se refería a las actuaciones del candidato republicano, afirmando que el mismo era “una vergüenza” para la nación. Ciertamente hoy, a pocos días de la toma de posesión del tal candidato, cabe preguntarnos si a tal degradación ha llegado el otrora gran país del norte, cuando parece que ahora tendrán un presidente que en forma y acción, se iguala a los dictadorzuelos de las repúblicas bananeras. Sobre todo en cuanto a un egocentrismo que muestra total desestima a la institucionalidad pública de la nación, ya que pretende disponer a su antojo, sobre el rumbo a seguir —para nuestro tema— en materia de energía.

.

“De hecho, el crecimiento de la instalación de esos medios constituye fuente de empleos.”

Viene al caso, que en la edición del New York Times del 6 de enero pasado, el columnista Paul Sullivan comenta al respecto de lo que Donald J. Trump ha expresado, como las bases de su estrategia energética, en el sentido de que favorecerá al carbón mineral en generación eléctrica y que a la vez, eliminará los actuales subsidios al desarrollo y empleo de las energías nuevas, limpias o “verdes”, o sea, solar, viento y otras. Pero lo cierto es que el señor Trump ahora se topará, como es de esperarse, con innumerables resoluciones legislativas sobre el uso, empleo y disposición de las energías sustitutivas de los combustibles fósiles (petróleo y carbón), amén de los compromisos internacionales, tal el Acuerdo de París del 2005.

Además, están los fuertes grupos de inversionistas en las energías limpias, quienes han manifestado que, indistintamente de lo que el nuevo presidente quiera disponer en la materia, la inversión de las empresas de energías limpias continuará; fundamentado lo mismo, tanto en los retornos de sus inversiones, como en mantener el impulso de la ola tecnológica que cada vez permite mayores eficiencias en el uso de la generación de energía mediante las fuentes limpias.

De hecho, el crecimiento de la instalación de esos medios constituye fuente de empleos, no solo en aquellos estados que son fuertes campeones en estas iniciativas, como California, sino incluso los conservadores Kansas e Iowa, que hoy se han convertido en líderes en la generación mediante el empleo del viento, con cientos de ubicaciones de molinos generadores con hélices.

Citando a Nancy Pfund, directiva fundadora del robusto fondo de inversiones en energías limpias DBL, mismos que han provisto recursos financieros a los exitosos emprendimientos como Solar City y Tesla, indica que los inversionistas “redoblarán sus esfuerzos para migrar sus portafolios (de inversión) a la economía de la energía del siglo 21”, agregando que “aun sin subsidios, las fuentes de energías alternas pronto estarán bien posicionadas para competir frente al carbón. Y esto tiene que ver con el costo del viento, solar y carros eléctricos de hoy día, comparativamente a como estábamos hace unos 12 años.”

.
.

Leave a Reply