Home > Mundo > Descartan ataque Malware de Rusia a EE.UU.

Descartan ataque Malware de Rusia a EE.UU.

Malware

Análisis  Inteligencia rusa demorara en perfeccionar su programa de intrusión

El célebre programador, empresario y activista político, John McAfee, descartó la participación de un Estado como Rusia en el ataque a los servidores del Partido Demócrata, en EE. UU. En declaraciones dio a conocer que la programación Malware a la que recurrió el autor de los ataques, tenía al menos un año y medio de antigüedad. Desde su creación, el mismo fue renovado en varias ocasiones. Sin embargo, el hacker o pirata informático que perpetró el ataque obvió tales renovaciones. A juicio de McAfee, resulta increíble que la inteligencia rusa demorara tanto tiempo en perfeccionar su programa de intrusión para decidir de cara a un ataque efectivamente importante. Asimismo, el fundador de la conocida empresa de vacunas informáticas considera que los ataques son trabajo de un solo hacker solitario e independiente, que aprovechó un programa Malware viejo y negó que la autoría  ese programa provenga de dos organizaciones de hackers vinculadas al gobierno de Rusia.

EL ANÁLISIS

De acuerdo con la compañía FireEye, que monitorea a estos grupos, los designó como APT28 y APT29. En realidad, aseguró McAfee, “es una misma organización integrada tanto por los hackers de Rusia, como de todo el mundo”. McAfee añadió que cada persona «puede conectarse a la denominada web profunda y descargar los programas Malware necesarios para ‘hackear’ a alguien, y así actuó ese hacker, quien había descargado el programa hace un año y medio y no aplicó esfuerzos para renovarlo”. Por eso, destaca, que «no fue un ataque informático organizado y detrás del mismo no está ningún Estado». La Agencia Central de Inteligencia estadounidense (CIA) declaró a finales del año pasado que los presuntos hackers rusos vulneraron las cuentas de correo tanto de los equipos del Partido Demócrata como del Republicano. Posteriormente, a través del portal Wikileaks, se filtró información que comprometía únicamente a la candidata demócrata Hillary Clinton.

El presidente Barack Obama insinuó que los ataques cibernéticos eran orquestados desde el Kremlin, con el fin de influir en el resultado de las recientes elecciones presidenciales. De acuerdo con lo manifestado por Obama, Moscú buscaba «crear más problemas para la campaña de Clinton», aseguró, sin presentar prueba alguna. A su vez, el Buró Federal de Investigaciones estadounidense (FBI) rechazó el análisis presentado por la CIA, derivado de que este carecía de evidencias que podrían ser presentadas ante los tribunales, algo elemental para esta organización federal estadounidense.Por su parte el presidente electo, Donald Trump, aseguró que el análisis de la CIA sobre la injerencia rusa en las presidenciales es «ridículo » y que se trata de una «excusa más» de los demócratas, para justificar su derrota en los pasados comicios

.
.

Leave a Reply