Home > Columnas > Turismo mal gestionado
mireya-batun

He podido viajar a algunos países de América Latina. En esos lugares he visto la importancia que tiene el turismo, porque sus gobiernos se han preocupado en gestionar y promoverlo desde un Ministerio de Turismo, dándole la importancia como uno de los motores económicos más importantes de cada nación.

He observado que sin tener mayor atractivo turístico, esos países venden todo: recorridos por museos, teatros, playas, veredas, etc.; tienen múltiples promotores turísticos, vendiendo paquetes para salir por la noche a avistar animales o visitar discotecas. Esta manera en que explotan lo poco que tienen, me trae a la mente la parábola de Los Talentos, solo que en este caso, esos países con pocos talentos, los explotan al máximo. Al estar en el extranjero, me siento más orgullosa de ser guatemalteca porque comparo los centros turísticos de esos países con los nuestros y definitivamente mi Guatemala los supera con creces.

Tenemos el privilegio de ser la cuna de la civilización maya, una de las culturas universales más destacadas que brindó al mundo el legado del uso del cero; de poseer una Danta (la pirámide más grande descubierta en el mundo); patrimonios de la Humanidad: Tikal y Antigua Guatemala (una de las 10 ciudades coloniales más lindas de América). Somos herederos de una belleza natural y cultural formidable; poseemos el lago más bello del mundo, majestuosos volcanes, ríos, bosques, playas, montañas, flora y fauna diversa. Es decir, Guatemala es lindura natural, cultural e historia. Definitivamente Dios nos brindó un lugar mágico. Pareciera que todo lo bello lo concentró aquí y eso es nuestra mejor carta de presentación ante el mundo.

Lamentablemente no le hemos sacado partido a esto, multiplicando sus beneficios porque no se ha gestionado convenientemente al sector turístico, como revelan estadísticas de la Organización Mundial del Turismo, que según el informe “UNWTO Tourism Highlights. 2015 Edition”, ni siquiera aparecemos en el ranking de los países que más turistas reciben en América Latina. Ahora, pese a impulsarse el Plan Maestro de Turismo Sostenible 2016-2026, hay sitios turísticos abandonados, llenos de basura y donde los grupos de visitantes en lugar de aumentar, disminuyen. No se necesita ser país con gran territorio para ser primero en oferta turística, pero al no vendernos al mundo, hemos desaprovechado la oportunidad de dinamizar la economía y convertir al turismo en un importante generador de empleos, que permita combatir la pobreza y el desempleo.

El turismo es una de las actividades económicas y culturales más importantes de un país, pero el nuestro no le otorga la importancia que se merece al carecer de un ministerio exclusivo para operarlo acertadamente. El Gobierno debe evaluar crear un ente específico para promover el turismo, que planifique de forma integral un complejo sistema de fomento, comercialización y un plan de marketing hacia posibles demandantes de experiencias inolvidables en nuestra tierra.

Leave a Reply

Once + 10 =

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com