El Siglo

Jornadas de récord

Liga premier Con 11 encuentros consecutivos ganados, el Chelsea esel puntero  indiscutido.

El Chelsea buscaba dar un golpe perfecto y Antonio Conte diseñó un plan sin cabos sueltos. Dibujó en su pizarra el 3-4-3, reclutó para su equipo a Diego Costa de abridor, a Azpilicueta de multiusos, a Courtois de muro y a Marcos Alonso y a Moses de carrileros para asaltar junto a todo su bloque el casino de la Premier.Los Blues pasaron de la bancarrota del Emirates ala opulencia del liderato en 11 jornadas de récord en las que siempre llevan la manoganadora. La banca nunca gana ante los ‘blues’. Es el Chelsea el que se lleva todo y el que suma victorias a ritmo de récord. El Crystal Palace ha sido su última víctima (0-1). Gol de Costa, portería a cero de Courtois y tres puntos más. Una operación perfecta,  Bajo la niebla, tan espesa en Londres y en Selhurst Park, Diego Costa apareció otra vez. No se perdió.

El Crystal Palace, incómodo y físico, apretó a unos Blues en los que el punta hispano brasileño no falla. Siempre encuentra la combinación y se lleva todo el botín de la caja fuerte. Azpilicueta la puso templada y medida y Costa cabeceó por encima de Hennessey el gol del triunfo. Decimotercer tantodel ‘pichichi’ de la Premier. Es un nuevo récord para el Chelsea, 11 victorias consecutivas en liga, coincide con la mejor marca de todos los tiempos.

Aparece Zlatan

Michael Owen ya siente el aliento de Zlatan Ibrahimovic. El punta sueco está a un tanto de los 17 que logró el Balón de Oro inglés en sus tres temporadas en Old Trafford. Ya lo avisó Mourinho. En apenas 4 meses, Ibra ha anotado 16 goles. Su doblete derribó el muro de The Hawthorns (0-2). El West Bromwich llevaba tres triunfos seguidosen casa… hasta que apareció el gigante sueco. Los red devils acumulan tres victorias consecutivas en Premier y se acercan a la zona Champions. El Chelsea y el liderato están lejísimos (13 puntos) para el United pero ya vislumbran la cuarta plaza. Se han colado entre los mejores tras elevar su competitividad y subir en regularidad. Llevanocho jornadas sin perder.

El cuadro de Mourinho encarriló el partido a los cinco minutos, gracias a una incursión por la banda derecha de Jesse Lingard y un buen paseculminado de cabeza por el delantero sueco. En una acción aparentemente intrascendente, Ibrahimovic recibió un pase de Wayne Rooney en el vértice del área. Tras sortear a un rival, el delantero sueco se hizo un hueco y buscó portería. El lanzamiento fue desviado por un defensor local y el balón quedó fuera del alcance de Ben Forster. un liderato sólido.

.
.