Home > Columnas > Abuelos, su papel actual

Abuelos, su papel actual

La difícil situación de vida de algunas personas ancianas recuerda que han sido olvidadas y abandonadas por el Estado, y que no existen políticas públicas que garanticen su protección integral.

.

Aunque realmente todos tenemos que esforzarnos para  que el concepto de envejecimiento, reducido a la imagen de un hombre de la tercera edad de cabello blanco con bastón o de una mujer tejiendo en una mecedora, vaya quedando en el olvido en esta época, poniendo en relieve su valor. Concretemos en el apoyo del abuelo como transmisor de valores en la familia y de ahí a la entera sociedad.

Recientemente, con ocasión de la celebración del Día del Abuelo, la empresa americana Belmont Village, especializada en el cuidado de las personas mayores, señala en un comunicado que hoy en día siete de cada diez individuos de la tercera edad mantienen condiciones de independencia y autonomía para realizar actividades de la vida diaria, lo que les permite tener mayor convivencia con sus nietos y poderles ayudar.

Es verdad que con la edad la salud va mermando, pero cada vez con mayor frecuencia a las personas de más de 70 años se les ve independientes, se reúnen con amigos, y todo esto enriquece su experiencia de ser abuelo, y hace la relación más interesante para los nietos.

Centrándonos aquí, nosotros lo vemos fácilmente. En las mañanas, a personas de edad (abuelos) llevando niños a los colegios, así como verlos esperando a la salida del colegio. Son abuelos que asumen gustosamente esa ayuda a los padres que no pueden hacerlo por su trabajo -papa y mamá- o a veces por situaciones –no necesariamente negativas- en el ámbito familiar.

Como se escribía hace poco, algunos no pueden cumplir la misión de transmitir fuerza y sabiduría; pero, ordinariamente, en aquellas familias en las que se respeta su lugar, su ayuda suele ser positivísima. Se ve, entonces, que el papel de los padres y de los abuelos, lejos de dificultarse, puede complementase. Solo como ejemplo, algunos adolescentes tienen  más confianza para hablar de ciertos temas con sus abuelos; quizá porque los jóvenes parecen entrever que la sabiduría y la comprensión de sus abuelos va a serles de especial utilidad.

Es oportuno recordar el estudio del doctor Vidal, director de Psiquiatría de la Universidad de Navarra, mostrando que los abuelos pueden tener un papel decisivo como escuela para desarrollar las virtudes y afectos de los nietos; pueden armonizar aspectos tensos de la convivencia padre-hijo, y cooperar aportando una visión positiva en algunas situaciones familiares. Esto originó el surgimiento de asociaciones para ayudar a “formar y animar a los abuelos y abuelas para que, con su experiencia y puesta al día, cumplan con el objetivo de ser más útiles a sus hijos y nietos”.

Es importante procurar el bienestar de los abuelos y mejorar la calidad de vida del adulto mayor, pues ellos son como ejemplo para futuras generaciones. Es necesario que colaboremos, pues así cuidamos a la sociedad y su raíz, la familia, de la que los abuelos tienen que continuar siendo un sólido apoyo.

.
.

Leave a Reply