Home > Columnas > No todos los golpes son blandos

No todos los golpes son blandos

Rodrigo Del Águila

En otras latitudes no son blandos los golpes; Manuel Zelaya, Fernando Lugo y Dilma Rousseff son heridas que todavía duelen. El mecanismo de impeachment, o golpe blando, ha tenido en la patria grande Abya Yala su impacto, pero a pesar de las muertes y las desapariciones después del posneoliberalismo y la pax de las transnacionales no han sido usados los militares abiertamente al tradicional estilo del golpe de Estado como el dado en Turquía, que fracasó.

Los sublevados tomaron los principales aeropuertos en Ankara y Estambul, los principales puentes, el periódico vinculado al partido en el poder, bloquearon la comunicación de teléfonos celulares, la sede del Estado Mayor y del Gobierno en nombre de la democracia, se alzaron con un resultado de más de 2,800 militares y más de 6 mil personas detenidas, entre ellas 34 militares de alto rango, 2,700 funcionarios y más de 100 magistrados.

Por su parte, Racep Tayyip Erdogan ha dicho que aplicará la mano dura, ha señalado a los alzados de traición y de atentar contra la unidad nacional; los ha vinculado al opositor Clérigo multimillonario Tetulá Gulen, exiliado en Pensilvania, EE. UU. Además, de contar con una estructura paralela. La comunidad internacional y líderes mundiales han condenado los ataques contra el gobierno democráticamente electo.

Varias son las posibles explicaciones al golpe; la primera podría ser que los servicios de inteligencia han tenido que ver, ya que el restablecimiento de las relaciones con Rusia no contribuye a la guerra en desarrollo en la región y afecta inevitablemente la dinámica política entre los EE. UU. y el Kremlin.

Otra causa podría ser las razones internas, como aducen los alzados, tomando en cuenta algunas situaciones que han desgastado al presidente turco y su imagen.

La otra posible explicación al golpe es que sea un autogolpe, ya que Erdogan precisa mantener el control en el parlamento, en el aparato de justicia y en el Ejército, para seguir sus pretensiones imperialistas regionales, como lo manifiesta su presencia en Siria e Iraq en una carrera militar que pretende contener la supuesta amenaza rusa, y que manifiestan los miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) con acciones de provocación.

Cualesquiera sean las causas, solo el curso de las acciones que se vayan desarrollando en el los siguientes meses nos dirán las razones del alzamiento de esa cúpula. Lo cierto es que fracasó el golpe a la antigua, pero que fundamentalmente las prácticas dan muestras del rezago en el que quedaron las viejas concepciones que no tienen lugar en el mundo, al recurrir al viejo recurso del gendarme en las calles, y que el pueblo lo superó, a pesar de que algunos medios señalan que el partido gobernante se fortaleció, y que los opositores ya han sido sacados del tablero, dejando una gran cantidad de muertos y detenidos, y que es en este momento, después del shock, cuando probablemente nos vendan una especie de unidad nacional y reconciliación que solo va a reafirmar a la actual cúpula en el poder que por ahora les ha vencido.

Solo el curso de las acciones que se vayan desarrollando en el los siguientes meses nos dirán las razones del alzamiento de esa cúpula.

.
.

Leave a Reply