Home > Pulso > En junio, inflación sube 0.2% en EE. UU., su cuarta alza mensual

En junio, inflación sube 0.2% en EE. UU., su cuarta alza mensual

El Índice de Precios al Consumo (IPC) de Estados Unidos aumentó 0.2% en junio, la cuarta alza mensual consecutiva, debido al incremento de los precios de la gasolina, los alquileres y el coste médico, según publicó el Departamento de Trabajo.

.

El dato está en línea con lo esperado por los analistas, que no auguraban un alza mensual como la de abril, la mayor en tres años.

La inflación acumulada en los últimos 12 meses quedó en 1%, por debajo de la media de 1.7% de los últimos diez años.

Si se excluyen los precios de los alimentos y la energía, que son los más volátiles, el aumento inflacionario fue de 2.3% en los 12 meses hasta junio, por encima del 1.9% de media de la última década.

Las principales subidas registradas en junio se dieron en los apartados de combustibles (3.3%), cuidado médico (1.1%) y los alquileres (0.3%).

El aumento del precio de los combustibles y especialmente de la gasolina fue responsable de la mayor parte de la subida de la inflación en términos generales en junio.

El coste de las visitas hospitalarias aumentó 0.1%, mientras que las consultas al doctor registraron una inflación de 0.3% y el precio de las medicinas aumentó en 1.3%.

Los gastos básicos de los estadounidenses experimentaron una caída de los precios en cuanto a la ropa en 0.4%, mientras que el coste de un nuevo vehículo cayó en 0.2%.

Se acercará a la meta

El IPC subyacente, aquel que excluye los precios de los alimentos y la energía, que son los más volátiles, aumentó 0.2% mensual en junio.

El mes pasado, los precios de la gasolina, que llegaron a caer un 13% en febrero, mostraron una ligera recuperación, con un incremento del 3.3%, pese a lo cual el acumulado interanual refleja una caída del 15.4%.

La inflación ajustada a los salarios cayó un 0.2% en junio, lo que supone el segundo retroceso en tres meses.

El pago de salario por hora ha subido solo 1.5% en los últimos 12 meses.

Los economistas creen que, a medida que avance el año, la inflación se irá acercando a la meta del 2% fijada por la Reserva Federal (Fed), impulsada por precios de la gasolina más altos y un probable debilitamiento del dólar, lo que contribuirá a hacer más caras las importaciones, en beneficio del mercado interno.

Pese a que la inflación no está en los niveles deseados por la Fed, el banco central de EE.UU. decidió a mediados de diciembre pasado elevar las tasas de interés en el país por primera vez desde 2006.

.
.

Leave a Reply