El Siglo

Ofrecen una fortuna

Hace más de una semana se disputó la final entre Argentina y Chile, donde los primeros salieron derrotados por la tanda de penales. El ariete del Barcelona falló el penal enviando el esférico a las gradas.

Un aficionado chileno, quien se encontraba en el partido, fue el que se hizo de la pelota que remató Messi.

El hincha tenía pensado guardar la pelota, pero se le acercó un periodista mencionándole la oferta de un coleccionista, quien le ofrecería 60 mil dólares por el balón. El chileno entró en duda si venderlo o no.

No quería venderlo, pero pienso que si la pelota toma mayor valor no podría guardarla en mi casa, por el riesgo, y sí podría venderla.

.
.