Home > Nacional > La lluvia llegó, sin que se hayan reparado los baches

La lluvia llegó, sin que se hayan reparado los baches

El invierno se vino encima y las carreteras, que ya están en mal estado, podrían ponerse peor. En una breve conferencia de prensa, el ministro de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda (CIV), Aldo García, dijo ayer que no toda la red vial del país podrá recuperarse en lo que resta del año, pues el presupuesto con que cuenta, Q800 millones,  asignado para ese rubro, no es suficiente.

.

El titular de la cartera se mostró preocupado, pues con los aguaceros, la red vial podría empeorar, aunque dijo con satisfacción que a como recibieron las carreteras del país, para el estado en que se encuentra, “no es notoria la diferencia”. El sistema vial, reconoció, “está bastante dañado”.

El ministro informó que de los Q800 millones, Q396.76 millones servirán para pagar deuda de arrastre del 2015, y adelantó que Q200 millones de ellos ya fueron cancelados. También informó que ya han solicitado al Ministerio de Finanzas un traslado de Q160 millones, los que esperan que  se hagan efectivos en lo que queda de mayo.

La inversión de Q400 millones en la recuperación de la red vial, se ejecutará a partir del mes de junio, cuando, según el ministro, finalicen los eventos de licitación abiertos para el efecto, lo que debería ocurrir el próximo 31 de mayo.

No obstante, la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) informó que de acuerdo con el Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh) se estima que la temporada de lluvia comenzará  la primera semana de junio en todo el territorio nacional.

Por esa razón y por los riesgos que supone para la población en general el mal estado de las carreteras, se consultó la opinión técnica de un ingeniero civil, quien refiere que realizar trabajos de mantenimiento en carreteras, no se adecúa al momento en el que el CIV pretende iniciar los trabajos, “no hay más peligro para daños en pavimento y carreteras que el agua” explicó.

No son condiciones convenientes para ejecutar estos proyectos, porque las condiciones del suelo no son las más adecuadas y agregó  que en cualquier otro momento podrían realizarse, lo que supone una mala ejecución.

Por otro lado, según los Lineamientos de Política: Período de Gobierno 2016 – 2020 del Centro de Investigaciones Económicas Nacionales (CIEN), uno de los retos del gobierno de turno es incrementar la inversión en infraestructura vial, “lo cual implica mejorar la ya existente (estado y ampliaciones) y la construcción de nueva infraestructura” -para la ampliación de la inversión- se puede leer en el documento de la entidad.

Aún con todo, durante un evento efectuado en el ministerio de la Defensa, el ministro de Comunicaciones repitió que durante 2016, el ministerio solamente se ocupará de finalizar proyectos que quedaron pendientes de la gestión pasada. Agregando que el presupuesto de Q3,830.8 millones asignados para el ejercicio 2016, no da para más.

CASOS REFERENCIALES

Consultado Armando Godínez, un piloto de transporte extraurbano que recorre al menos cuatro veces por semana la ruta que de la ciudad capital conduce hacia departamentos del occidente del país, indicó que el tramo con mayores problemas y falta de atención, se localiza a inmediaciones de San Juan Ostuncalco, Quetzaltenango, en la ruta que lleva hacia el departamento de San Marcos.

En ese lugar, según la fuente consultada por Siglo21, no se ve presencia de la Unidad de Conservación Vial (Covial), entidad que tiene a su cargo trabajos de mantenimiento y recuperación de la red, y que a pesar de que la ruta es “relativamente nueva, ya tiene muchos baches”.

El piloto agregó que desde 2015 no observan trabajos de bacheo en la ruta, únicamente la aplicación de tierra en algunos de los agujeros, situación que afecta el desempeño de las unidades por el exceso de vibración de los buses.

Otra referencia es la acumulación de residuos de los árboles y basura, entre otros materiales, en las cunetas del área del municipio de Mixco, desde el kilómetro 17 hasta el llamado mirador.

Un trabajador más del transporte pesado señala que, dado el mal estado de las carreteras, un recorrido que se presume debiera hacerse en tres horas, termina efectuándose hasta entre cinco y seis.

En el año 2012, Guatemala registraba 16,293.38 kilómetros de caminos accesibles, aunque algunos solo para transporte pesado.  De estas rutas, 7,259 kilómetros corresponden a carreteras asfaltadas.

Para el 2015 se hablaba de un 42% de carreteras en mal estado, lo que, según los daños que cada época lluviosa ocasiona, podría ser una cifra muy conservadora, pues posiblemente ya se haya incrementado.

Aldo García

MINISTRO CIV

“De como recibimos el sistema vial a como está, no hay mayor diferencia porque lo hemos mantenido”.

Armando Godínez

piloto de transporte extraurbano

“El tramo con mayores problemas y falta de atención está a inmediaciones de San Juan Ostuncalco”.

Q400 millones serán para reparar la red vial.

Q800 millones se tienen para reparar carreteras.

Trabajos preventivos en puentes, otra urgencia

Nueve serán atendidos con el dragado de los ríos

Si en algo se debe trabajar, además de la reparación de carreteras, es en el dragado de ríos para evitar el colapso de puentes. Así lo dijo el Ministro de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda (CIV), Aldo García, al referirse al tipo de trabajos que su cartera debe efectuar con urgencia para evitar complicaciones durante este invierno.

De acuerdo con la información del ministro García, son nueve los puentes que requieren de esta intervención con urgencia. Los principales trabajos se harán en el río Samalá, entre Suchitepéquez y Retalhuleu, pues es el más vulnerable por todo lo que las lluvias arrastran desde el área del volcán Santiaguito, que está en plena actividad y que expulsa materiales que afectan los ríos que están en su jurisdicción.

Al lugar ya se ha enviado maquinaria para iniciar el dragado, aunque el ministro reconoce que el equipo no está en su capacidad total, ya que no han tenido los recursos para darles el mantenimiento adecuado. Sin embargo, “se trabajará hasta donde se pueda”, dijo.

Para el funcionario, la mayoría de puentes de ese sector de la Costa Sur es la que necesita de dragado urgente para que no colapsen con las lluvias del invierno.

Además, se informó que los trabajos que se efectuarán con mayor prontitud son los de tramos prioritarios:   carreteras centroamericanas y  nacionales, tramos turísticos y rutas departamentales.

.
.

Leave a Reply