Home > Actualidad > En 2050 la mayor parte del territorio nacional podría ser un desierto

En 2050 la mayor parte del territorio nacional podría ser un desierto

180113 SEQUÍA

De no poner en marcha políticas para regular el uso y cuidado del agua, dentro de 35 años un 70% del territorio guatemalteco sería zona desértica. Así lo asegura el informe Perfil del agro y la ruralidad de Guatemala, discutido y presentado ayer en el foro Gota a gota el agua se acota, organizado por el Instituto de Investigación y Proyección sobre Ambiente Natural y Sociedad (Iarna).

Aunque Guatemala es considerado un país exportador de agua, pues un  47% se envía a México, un 6% a ElSalvador, otro 5% a Belice, también está contemplado entre los diez países más vulnerables al cambio climático. En ese sentido, el problema es la ausencia de un ente que regule y armonice el uso del recurso, se indicó.

De acuerdo con el estudio, anualmente cada persona necesita mil 700 metros cúbicos para cubrir sus necesidades. Sin embargo, el año pasado 4.2 millones de personas se encontraban en condiciones de estrés hídrico, y las poblaciones en situación extrema se ubican en la subcuenca del río Las Vacas, que abastece alrededor de 1.9 millones de habitantes.

También señala que los sistemas de producción están íntimamente ligados a la cantidad de agua que viene de la lluvia. En ese sentido, cuando el fenómeno El Niño se hace presente, la producción alimentaria se ve afectada en un  60%, y cuando se instala el fenómeno de La Niña, afecta en un 75% y 80% la producción.

De esa cuenta, la propuesta del Iarna es enfocar los esfuerzos del Estado en la adopción, a la brevedad posible, del enfoque de la gestión integrada de recursos hídricos, que “cada vez son más limitados y se mantienen en disputa”, según Raúl Maas, investigador del instituto.

Asimismo, afirmó que “el problema del agua no es un problema de campesinos, sino de toda la sociedad”, al hacer referencia a la Marcha por el Agua, que llegará a la Plaza de la Constitución mañana, con el fin de hacer conciencia en la sociedad sobre el cuidado y buen manejo del vital líquido.

Para hoy se espera que los caminantes provenientes del sur lleguen a Amatitlán; en tanto, la vertiente norte, que estuvo ayer en Sanarate, El Progreso, hoy pernoctará en Aguas Calientes.

Para mañana se espera una gran concentración en la Plaza de la Constitución, cuyos organizadores aseguran  que no vienen a “entablar un diálogo con el presidente, pues está claro que el agua no es un tema en la agenda del  Gobierno”.

Ayer, los empresarios organizados en el Cacif  emitieron un comunicado en el que apoyan la discusión de una ley de aguas, “de manera objetiva y técnica, donde prevalezca el bien común y los derechos fundamentales sobre cualquier interés ideológico”.

URL: “El problema del agua, no es un problema de campesinos”

Leave a Reply

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com